Inicio / Blog / Las ventajas del Inbound Marketing para tu estrategia comercial

16-09-2016

Las ventajas del Inbound Marketing para tu estrategia comercial

Cada vez se está hablando más de las estrategias de Inbound Marketing, pero ¿a qué nos referimos con este término? Consiste en un conjunto de técnicas de marketing no intrusivas que nos permiten conseguir captar clientes a través de la combinación de varias acciones de marketing digital. Se trata de comprender, guiar y ayudar tu cliente ideal en su proceso de compra desde el mismo momento que detecta su necesidad, de forma que generas relaciones mucho más intensas y perdurables en el tiempo. De hecho, hay quien prefiere llamarlo Love Marketing.

Los beneficios derivados de poner en práctica el Inbound Marketing son múltiples:

  • Aumenta la interacción del cliente.
  • Genera confianza.
  • Mejora la fidelización del cliente al usar prácticas menos invasivas.
  • Mejora la imagen de marca.
  • Favorece la captación de tráfico cualificado y la conversión de los leads.
  • Ayuda al posicionamiento de tu marca.

Existen muchas técnicas para conseguir atraer a los usuarios, pero algunas de las más empleadas son:

  1. Marketing de contenidos

    Una de las técnicas necesarias para que los usuarios permanezcan en tu sitio web es crear contenido de calidad, original, rigurosos y que les aporte un valor añadido.

  2. SEO

    No solo basta con el contenido, sino que inicialmente tenemos que tener visibilidad en Internet y para ello es imprescindible situarse en las primeras posiciones de los buscadores.

  3. Marketing en redes sociales

    Estas herramientas son clave para multiplicar la visibilidad de nuestros contenidos, logrando un mayor alcance. Permiten compartir los contenidos e incluso lograr que se viralicen.

  4. Email Marketing

    A través de las campañas de mailing adaptadas a las necesidades del cliente podemos conseguir fidelizarlo y convertir su interés inicial en nuestro producto o servicio en una compra.

  5. Analítica

    El análisis del tráfico a nuestro sitio web es fundamental para obtener información sobre qué está funcionando y qué no (productos, campañas, etc.), para mejorarlo e incrementar las conversiones.

Como ejemplo y para que se entienda mejor, la creación de un blog en nuestra página web puede ser una gran idea para crear contenido interesante para nuestro público. Tenemos que pensar no solo en lo que nos interesa vender como empresa, sino también en qué informaciones pueden ser relevantes y útiles para ellos. Únicamente si nos podemos en la piel del consumidor conseguiremos atraerlos hasta nuestros contenidos. También podemos ayudarnos de las redes sociales para compartir la información generada en nuestro blog y conseguir un mayor alcance de nuestras publicaciones y, en consecuencia, aumentar nuestra visibilidad.

Pero no debe quedarse ahí, sino que es importante saber redirigir ese tráfico, por ejemplo, a nuestro sitio web donde se encuentra la información sobre nuestros productos y servicios. Al final, los principales objetivos que buscamos con el Inbound Marketing son, por un lado, generar marca, y por otro lado, aumentar el número de conversiones. Pero no debemos quedarnos únicamente con la captación de un nuevo cliente, sino que tenemos que conseguir mantenerlo en el tiempo. Para ello debemos continuar trabajando en mantenerlos satisfechos ofreciéndoles información útil y de valor para ellos. De esta manera conseguiremos su fidelización y que nos recomienden.